El objetivo de esta práctica de atención plena es observar la acción de los pensamientos y regresar a la respiración básica de una forma relajada y sin juzgar. Estas meditaciones guiadas de atención plena son muy breves y efectivas para que tomes un respiro a lo largo del día y conectes contigo.